Hablando de

·Dramas que estoy viendo, Enero 06 – 2019·

Esta semana no hubo transmisiones de Clean With Passion for Now y es probable que la próxima semana tampoco las haya, afortunadamente tengo paciencia con este drama porque aunque sea un drama muy simple me gusta verlo, desafortunadamente esto “mueve” todos mis planes de empezar otros dramas coreanos.

Vi los nuevos episodios de The Last Empress y también avancé una semana de Manpuku, además ya terminé Chuugakusei Nikki, ¿me enamoré del amor que me mostraron? Mmm…

MANPUKU — SEMANA 9 (Ep. 49 al 54)

¡Te odio Manpei hiciste llorar a Fukuko! Ok, no lo odio pero por poco lo empezaba a odiar. Nada en este drama funciona sin ella, es la fuerza motora detrás de todo lo bueno que sucede para Manpei en este drama y cuánto me gustaría que él sea capaz de ver el apoyo que ella es en su vida, él entiende sus propias deficiencias y por eso la reconoce como una persona más capaz que él para ciertas cosas pero parece que pasa por alto que ella tiene muchas más cualidades de las que muestra, si tan sólo Manpei fuera tan observador de su mujer como Shinichi que en sólo dos conversaciones con su cuñada la entiende a la perfección, unf unf~

Hablando de cuñados, en los episodios de esta semana no pude evitar que Tadahiko me guste cada vez más, en especial con su actitud proteccionista ante el posible primer amor de su hija, es realmente encantador ver a este hombre al pendiente de todo lo que su hija dice y hace sin pasarle desapercibido el nombre que se repite ya que aparentemente vive desconectado del mundo.

Suzu permanece como uno de mis personajes favoritos, un episodio sin ella o sin alguna referencia a ella sería sumamente aburrido, amé su cara divertida cuando por fin su hija Fukuko le hizo frente a su marido y su callada sorpresa y desaprobación cuando su hija no pudo mantener su promesa de no dejarse intimidar por Manpei, es obvio que le molesta ver a su hija así pero sabe cuáles son sus límites y espera que sea su hija quien decida en su relación. Digna actitud de la hija de un samurai, jejeje.

La próxima semana será complicada, con el ejército de EUA involucrado en la investigación de las “explosiones”, ¡si tan sólo los empleados de Manpei no fueran tan ingenuos! Ese Manpei tiene destinos extraños con el ejército, lol. Sólo espero que en esta ocasión no haya tortura 😖.

THE LAST EMPRESS (Ep. 28)

Ese final de episodio… Kyaaaaaaaaaaaaa~~

Ya, ya, no me juzguen 🙈. Lee Hyuk es horroroso, es malo, es cruel, es ególatra, es muchas cosas pero también es quien tiene una química perfecta con Sunny, y qué quieren que yo haga cuando él se pone tan “humano” torpe, tonto y enamorado estando con ella.

Sé que estoy mal al querer que Sunny regenere a Lee Hyuk y se quede con él —obviamente, después de que él pague por sus crímenes— también es extraño querer reivindicar al personaje pero lo atribuyo más a una magia en la actuación que a una aceptación real del personaje. Shin Sung Rok se está comiendo a nuestro protagonista con la interpretación de Lee Hyuk, una pena por Choi Ji Hyunk pero no creo que sea su culpa cuando su personaje es tan blando, tan simplón, tan… poco interesante.

Tal vez lo que más necesito en este momento es que Woo Bin deje de ser tan emotivo y obsesionado con su venganza y se ponga a mirar a su alrededor.

No me gustó en lo absoluto que Sunny corrigiera a la princesa Ah Ri a golpes, mi pobre pulguita no tiene ni idea de lo que hace mal porque no le han enseñado otra forma de ser y nos habríamos evitado el abuso a una niña si primero hubiera hablado con ella cómo habló ya que la golpeó…

Sabía que Yoo Ra estaba viva, no imaginé que los tontos de Lee Hyuk y Woo Bin serían quienes la iban a salvar, sólo para torturarla y…  seguramente para arrepentirse después. ¿Soy yo o Wang Shik ya perdió todo compás moral en el nombre de la venganza?, ¿en qué se diferencia él de Lee Hyuk?. Maravilloso que Yoo Ra con todo y piel removida de sus quemaduras, además sin anestesia, pueda andar como si nada. No sólo debería de ser casi imposible para ella soportar el dolor también es un enorme riesgo de infección andar por la calle sin piel. He pasado por alto muchas tonterías del drama porque sé que es así (exagerado y sin mucha lógica) pero esto ya fue demasiado hasta para un makjang.

La hermana de Sunny y Lee Yoon siendo pareja es lo más aburrido del drama, y lo encuentro más bien forzado. Sé que hay gente que le gusta pero bleh~

Por último, estaba esperando saber qué le había ocurrido a la madre de Sunny porque era un tema que siempre estaba ahí latente como esperando hacer su gran aparición, al igual que aquel accidente en el cual Lee Hyuk casi pierde la vida. Por fin tenemos la respuesta y esa es que la madre de Sunny murió porque muchos médicos sin principios decidieron que su vida valía menos que la del emperador y que las amenazas de su madre eran cosa seria. Con todo no me atrevo ni por un instante a culpar a Lee Hyuk, y si Sunny lo descubre y lo culpa seguro no me gustará, después de todo él estaba al borde la muerte; pero este es sólo un ejemplo más de cuánto su madre ha contribuído para arruinar su vida.

CHUGAKUSEI NIKKI (Ep. 11/Final)

¿Me enamoré del amor de este drama? Nop, me gustan más ellos que el drama y con “ellos” me refiero a los actores. Los protagonistas estuvieron casi los 11 episodios luchando contra todos y contra las normas sociales por este súper amor que nos dijeron que sentían pero que nunca pude verlo nacer y crecer en algo que valía la pena tanta lucha. Es un problema narrativo, un intento del Romeo y Julieta de los profesores-estudiantes.

Y se la creí a los actores, en verdad les creí que estaban desesperados, frustrados y desesperanzados. Sólo por esto este drama vale cada segundo que he invertido en él, me enamoré de ellos no de su historia de amor.

Voy por partes…

Lo dicho antes: las mujeres adultas en este drama no me gustan.

Primero la protagonista, Hijiri. Después de separarse de Akira y que por las duras consigue volver a empezar en una nueva escuela, así sin ninguna voluntad involucra a otro hombre en su caótica vida amorosa para dejarlo caer como papa caliente en cuanto volvió a tener a Akira enfrente, ¿quién hace eso?. Luego decide abandonar todo sentido común (léase su vida, su trabajo y hasta su familia) con intenciones de perseguir el sueño de amar a su ex-estudiante y todo para qué, para que en el primer problema que se pone frente a ella da un paso atrás sin siquiera dar batalla, ¿cómo se empieza una guerra por el amor con tan pobre espíritu combativo? Y vale, fue muy bonito todo eso de “hacerlo por él” pero eso es algo que debió de haber pensado antes de lanzarse al precipicio, es lo que una mujer inteligente haría, ¿o no?. Una charla con él del tipo «si aún me amas ven a buscarme cuando te gradues que aquí te esperaré, en mi escuela, viviendo mi sueño de ser maestra, con mi relación con mi familia estable» y santa solución al problema.

Pero no, ella tenía que volverse “fuerte”, porque uno no se hace “fuerte” aprendiendo a perder lo que menos quiere perder sino solamente perdiendo todo lo demás.

Después está Ritsu y su actitud de “mira qué persona tan fresca que soy”. En su relación con Kawai Shotaro todo fue bajo sus condiciones y lo que ella quería y cómo lo quería, en el momento en que algo no fue como ella lo deseaba entonces abandonó el barco, no sin antes (claro) de fumarnos con ella algún análisis psicológico sobre el pobre Shotaro y lo cuadrado que es su estilo. Aún así es la que me disgusta menos de las mujeres en este drama.

La madre de Akira es el personaje más molesto del drama, y no, no porque se oponga a la relación de su hijo con su maestra, en esto la apoyo POR COMPLETO. Es molesta porque durante todo el drama culpó a la maestra de su mala relación con su hijo, no fue culpa de sus mentiras ni maquinaciones sino la “mala mujer” que se involucró con su hijo. Muy manipuladora, por cierto. Creo que las mujeres en este drama tienen ese aire de manipuladoras que las rodea en diferente medida y de todas ésta señora es la más manipuladora, por ejemplo, cuando Akira a sus ya 18 años quería salirse del “yugo opresor” de su madre buscando trabajo para independizarse, ella lo evitó. Sé que Akira tenía un mejor futuro aguardando por él si se quedaba bajo la protección de su madre pero también sé que su relación con su madre era malsana, desde el momento en que no dejaba que él tuviera contacto con su padre nos dejan entrever lo controladora que era y también que su mayor temor era perder a su hijo, sin importar con quien lo perdiera, sea el padre o una maestra enamorada de su hijo; lo que ella no quería era perder a su hijo y por eso ellos se convirtieron en su “enemigo” a vencer.

Lo peor de todo es que bajo la excusa de que “lo hace por su bien” la madre no obtuvo ninguna lección de vida.

Creo que mi personaje favorito es Kawai Shotaro, por supuesto tuvieron que ponerlo medio irracional y con una vida resuelta cerca del final del drama porque sino ¿cómo les vamos a dar nuestra bendición a los enamorados sin sentirnos culpables con Shotaro? Siempre hizo lo correcto y eso es lo que le criticaban al pobre, sip así es, en todo el drama el único problema de Shotaro era que hacía lo correcto. Después del primer salto en el tiempo de 3 años podemos ver a Shotaro apenas dispuesto a dar vuelta de página a su pasado y empezar a vivir de nuevo, pero lo vemos hacerlo sin ponerle un punto final a sus sentimientos del pasado. Lo natural es que en algún momento iba a reconectar con esas emociones que dejó dormidas porque no le dejaron otra opción, nadie le preguntó si él quería dejar de amar a su entonces prometida, la vida lo puso en esa posición y su prometida no le dio ni siquiera el privilegio de tener una última charla con él para que él encontrará paz, no, ella decidió que lo mejor era bajarse del auto y dar un portazo dejándole a él con su pasado, presente y futuro hechos trizas.

Ya cerca del final ponen a Shotaro queriendo volver con Hijiri pero —y quizás lo estoy leyendo demasiado— a mi gusto fue más un desespero por normalizar su vida y lo que imaginó que sería su vida, con la mujer que amó, que un sentimiento real. Creo que nunca amó Ritsu, simplemente era una mujer con la que se llevó bien en el momento adecuado, por eso tuvieron que darle su premio de consolación: un hijo. Ya nos dijeron durante 10 episodios que Shotaro hace lo correcto y lo correcto es que él esté con su hijo. Pese a todo, yo me quedé esperando que él tuviera una última charla con Hijiri, sincera y con el corazón en la mano, porque él merecía algo más que ese portazo.

No me pude enamorar del amor del drama, principalmente porque me parece incorrecto. Aunque se amen sé que hay formas correctas de hacer las cosas y esperar el tiempo que sea necesario. Tampoco puedo aceptar que Hijiri decidiera que su vida no tenía ningún valor comparado con su amor y lo echara todo a perder, especialmente cuando le veo tan pocas convicciones para luchar por ese amor. Explíquenme, ¿arruinas toda tu vida por un amor por el cual no estás muy dispuesta a luchar? No le encuentro sentido, pudo obtener el mismo resultado siendo sabia y esperar a su amado mientras ella seguía con su vida normal.

El mayor problema es que, como lo dije al principio: se los creí todo. Gracias a los actores les creí que en verdad se sentían morir si se separaban el uno del otro y les creí que no tenían otra opción más que ser locos e irracionales,  y ¡demonios!, por eso me gustó el drama😜.

Una más a la que le gustan los dramas y muchas otras cosas. Con tendencia a analizar lo que no debería. Intenta no caer en despropósitos. De opiniones variables, como las estaciones del tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *